Garza Blanca

Especie: Ardea alba


La garza blanca es un ave grande con un plumaje de color blanco, con el pico y las patas negras, llega a medir un metro con una amplitud de alas de 1,60 m., pesando un promedio de 1 kg.
Está distribuida en todo el mundo y es frecuente que realice migraciones, alejándose de las bajas temperaturas.
Las garzas blancas viven solas o en grupos que pueden llegar a tener cientos de individuos.


Se alimenta de peces, ranas, pequeños mamíferos, crustáceos y hasta de reptiles e insectos. La técnica de caza de la garza blanca, consiste en quedarse quieta o caminar lentamente hacia su presa y cuando ella está a su alcance, utiliza su largo pico como un arpón.
Su nido lo realizan en colonias junto con otras garzas y lo pone en los árboles o en lugares donde la vegetación sea alta, en las orillas de lagos o estanques, con unos 4 huevos en promedio de color celeste.


Vuela batiendo las alas lentamente, con el cuello retraído en forma de “S”.
Durante la época de anidación a las garzas blancas, le crecen unas plumas en la espalda, de aspecto atractivo, tanto que a finales del siglo XIX, estuvo en peligro de extinción, debido a la caza masiva de la que fue objeto con la finalidad de apropiarse de estas plumas que se utilizaban para la decoración de sombreros.

Comments are closed.